Bienvenidos a la historia de corrupción judicial y de estado mayor contada y destapada en España. Sólo queda concienciar al ciudadano de bien.Esta historia está escrita por los mismos criminales que la cometieron. Ni el caso de ETA ni los GAL superan esta trama mafiosa a la que hemos tenido acceso, hemos denunciado y se nos ha silenciado por dos veces consecutivas, al margen de las innumerables denuncias interpuestas. Más de 1.000 asesinatos cometidos desde la fiscalía de Cataluña…la historia de un sociópata, el fiscal jefe de Cataluña, José María Mena Álvarez…

Videos

Aquí puedes encontrar toda la historia al completo, desde los comienzos hasta el estado actual de la Trama.

Documentación

Archivos encontrados en la trama y transcripciones de todos los documentos relacionados con los hechos. Se recomienda la lectura del libro «El Fiscal» de Santiago Royuela Samit (Amazon) para una mejor profundización.

Noticias

Artículos de prensa y noticias relacionadas.

Comunicados

Notas

Más de 1.000 asesinatos perpetrados desde la fiscalía de Cataluña al servicio de los fiscales Carlos Jiménez Villarejo y José maría Mena Álvarez. Tráfico de drogas, tráfico de influencias, prevaricación y cohecho, extorsiones y todo tipo de actos delictivos. Más de 30 mil documentos con la letra de los fiscales y miembros de la policía judicial avalan esta tesis que ha sido denunciada y silenciada en dos ocasiones.

Se trata de un archivo secreto vinculado a una red mafiosa de fiscales y jueces, así como del PSOE-según se desprende de las notas del fichero-. La información estaba guardada en un despacho de una clínica abortista, propiedad del doctor Carlos Morín Gamarra, y tuvo que ser desalojada debido a un registro por abortos ilegales en la clínica. Fue entonces cuando Alberto Royuela Fernández pudo hacerse con dicha documentación, interponiendo una querella en el Tribunal Supremo en el año 2006 que fue silenciada. Posteriormente, en el año 2009 la presidenta de Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, Mª Eugenia Alegret Burgués abrió diligencias durante 5 meses contra la red mafiosa del fiscal Mena. Finalmente, tras intereses oscuros, el fiscal Mena consiguió que la presidenta, a cuyo padre habían incluso asesinado, frenara las actuaciones